Over 40 – Maquillaje para pieles maduras

maquillaje over 40

Ya sea que se trate de ti misma o de ayudar a alguna amiga o familiar, el maquillaje para mujeres arriba de los 40 años es siempre una incógnita para todos. La manera en que cada piel madura es única y lo mejor que podemos hacer es aceptarla y gozarla, sin dejar de sentirnos bellas a cada minuto.

Con esta guía podrás tener una mejor idea de qué tipo de maquillaje aplicar y cómo aplicarlo, qué errores evitar y cómo resaltar tus mejores facciones sin importar el paso del tiempo.

Hidratación
Importantísimo mantenerse hidratada a todas horas del día. Las pieles maduras tienden a verse más afectadas por la deshidratación, pero hoy en día existen cremas diseñadas específicamente para aquellas pieles que necesitan ese extra para verse siempre hidratadas. Aplica 1 ó 2 capas de crema hidratante o serum antes de aplicar tu maquillaje, sin olvidar el protector solar, pues la exposición al sol sólo causará agravar las manchas y líneas sobre el rostro.

Base
Al encontrarse con hiperpigmentación y líneas en el rostro muchas mujeres tratan de esconderlo aplicando maquillaje en cantidades exageradas. Esto sólo pondrá más en evidencia cada imperfección, traicionando la finalidad principal del maquillaje. Es preferible utilizar una base líquida de cobertura media que ofrezca más hidratación. Así evitarás que la base se acomode entre las arrugas y cubra sólo lo necesario.

Concéntrate en los ojos
Un maquillaje bien hecho puede realzar la mirada increíblemente, evitando que el rostro luzca cansado y decaído. Es esencial usar un primer para sombras, así evitarás que los párpados remuevan el maquillaje y dure más tiempo. Evita los colores intensos como el fuchsia o el violeta, o colores muy pálidos como el blanco o el beige. Evita también los colores metálicos y nacarados, no son para nada naturales. Mejor opta por colores como el azul oscuro, el gris o el cobre que definirán tu ojo sin hacer que la mirada se vea decaída.

Si usas delineador recuerda no extenderlo hacia el borde del ojo. Trabaja sólo sobre las pestañas, pues fuera del borde la línea puede ir hacia abajo y tener un efecto contrario.

¡No olvides el rímel! Por nada del mundo saltes este paso, es importantísimo para hacer que tu mirada se vea joven y fresca sin nada de esfuerzo.

Labios
Aquí también es necesario alejarnos de los tonos muy fríos y oscuros como el vino oscuro o el violeta. Lucirás mejor si eliges uno naranja quemado, cereza o carmín. Procura que la fórmula de tu lipstick sea súper hidratante también.

¡Ruborízate!
Para darle un aspecto más hidratado y lleno a tu piel aplica un rubor en tonos rosados (no demasiado obscuros) a lo largo de tus mejillas, no sólo los pómulos. Puedes agregar un toque de bronzer para darle un brillo ligero y saludable a toda tu complexión.

¿Quién dijo que existe una edad para maquillarse? Con estos tips lucirás bella y segura sin tener que esconder la edad que tienes.


(c) Can Stock Photo